9 de mayo de 2013

Son las 6 PM y empieza a anochecer...

Hoy fue un día ajetreado, en el cual hubo conferencias de prensa interminables que demandan mucho tiempo para ser desgrabadas y rescatar lo que realmente vale la pena. Como hemos dicho, en una página Web los textos deben ser más breves que en un medio impreso. A veces esto me condiciona un poco porque si me pongo a pensar, hay detalles importantes que uno necesita obviar para arribar a una crónica que no resulte demasiado engorrosa para leer. Cambiando de tema, estoy pensando en abrir un nuevo blog, totalmente distinto a éste, más personal y en el cual se aborden otro tipo de cuestiones. Eso sí: lo primero que voy a hacer es inhabilitar los comentarios, porque entre el spam y los que hacen cuestionamientos absurdos se pierde demasiado tiempo en leerlos a todos. Yo no soy un bloguero "full time", escribo cuando tengo ganas, y eso me da un margen de libertad para dejar pasar unos días si no surge nada que me motive o que me llame la atención. Yo me dedico a redactar aquí crónicas sencillas, de vez en cuando hago un análisis de algún hecho determinado, ¿pero qué les voy a contar, de estos bonos nuevos que anunciaron para blanquear dólares? Realmente el espectáculo de los legisladores es lamentable, en el Congreso hace falta más debate y menos chicanas, pero todo sirve con tal de ganarse la simpatía del populacho. El famoso dólar "blue" parece no encontrar un techo, y vemos cómo todos los medios de comunicación dan amplia cobertura a la noticia, con cierta morbosidad, a ver hasta dónde llega, cuántos centavos subió hoy, cuánto más aumenta. 

Tema 2: Alguien me preguntó hace un tiempo sobre los libros de autoayuda. A este respecto, cabe señalar que -como todo en la vida- algunos son serios (escritos por psicólogos o profesionales de la salud), y otros no. Esta última categoría incluye a los que, de conseguir éxito, con un librito, luego se convierten e influencers o se dedican a hacer "coaching".  Lo real, es que ante una situación límite la mayoría de nosotros se aferra a cualquier cosa para salir a flote, para tratar de sentirse un poco mejor. Algunos recurren a la espiritualidad, hablan mucho de la "energía interior" de nuestro cuerpo, y otros consultan a un terapeuta. También hay que decir que la consulta a un buen psicólogo no está al alcance de todos, más aún teniendo en cuenta que es un tratamiento que puede prolongarse por un período indeterminado, y si el profesional es responsable, será él mismo quien te dé el alta. Pero creo que determinados libros, si los tomamos como el complemento de una terapia efectiva, pueden dar buenos resultados. No estamos viendo pronto, para profundizar un poco más al respecto. Punto final. 


Debut 2024

Hoy retomé la nueva temporada del programa de TV: Quién iba a decir que llegaría a tener 5 años de continuidad entrevistando a vecinos de Lo...