30 de julio de 2011

Cada uno cuida su pellejo


Mucha gente no entiende demasiado esto de las elecciones primarias. Y sinceramente no los culpo, porque yo tampoco le encuentro la vuelta al asunto. Es decir, comprendo para qué están, pero no sé si eran realmente necesarias. Insume un gasto considerable, como todo comicio, y no es una elección general en la cual se definen las cosas de fondo. Muy pocos se tomaron el trabajo de explicar qué se vota, y cuáles son los motivos para instituir estas "primarias". La campaña ya se siente en los spots televisivos, en los afiches callejeros, en los puestos de la vía pública donde informan a la gente el lugar de votación. En lo que a mí respecta, me resultan unas elecciones totalmente innecesarias, y que pretenden favorecer al kirchnerismo haciendo una depuración de los partidos que obtengan pocos votos para que no puedan presentarse a las presidenciales.

Ya casi nadie se acuerda de los "radicales K", muchos de los cuales ocuparon funciones de jerarquía. Y qué mejor ejemplo que el vicepresidente Cobos para referirnos a los radicales conversos. Después de la experiencia de 2001, desconfío de todo tipo de alianzas, ya sean oficialistas u opositoras. Son meramente electoralistas, para repartirse cargos, pero si llegan al poder no ofrecen ninguna garantía de gobernabilidad. Primero provocan decepción y luego indignación. Porque nos comimos el verso de la tolerancia y el consenso y luego, cuando fueron gobierno, había furiosas internas políticas entre ellos para dirimir quién se iba a quedar con la mejor tajada. Estamos lejos de 2001, es verdad, pero no creo en absoluto que ahora estemos viviendo la "nueva política". Es más de lo mismo. Deberemos acostumbrarnos a que la corrupción es intrínseca a toda gestión de gobierno? Que acceden a un empleo los amigos o afiliados del partido político de turno? Los "panqueques" o "camaleones" siguen existiendo, y nada hace pensar que vayan a desparecer. El político cambia según su conveniencia, y los principios que tanto solía defender se los guarda en el bolsillo hasta que haya otro golpe de timón. No nos engañemos ni seamos ingenuos. Lo más triste es que se pretenda manipular y seducir a la juventud desde un discurso progresista o de izquierda cuando este gobierno está lejos de representar esta tendencia. Punto final.

27 de julio de 2011

La búsqueda de la "alta definición"

Miércoles nublado en la ciudad. Durante la tarde recibí la visita de un amigo, y compartimos un café y una cerveza. Es reconfortante el encuentro con una persona que uno estima y aprecia, más allá de los vericuetos y altibajos propios de toda amistad. Que alguien me visite a la hora de la siesta no me fastidia, es más bien un alivio para llenar de palabras y de gestos esas horas vacías. Es verdad que a veces uno está muy cansado y dormir un poco luego del almuerzo es reparador, pero en mi caso pocas veces he logrado descansar bien fuera del horario nocturno.

En mis últimos textos estuve abordando, quizás en demasía, mis impresiones sobre la Copa América, a pesar de mi escaso conocimiento del fútbol y de todo lo vinculado a dicho deporte. Pero lo que está haciendo la AFA al intentar fusionar dos divisiones de fútbol en un solo campeonato para evitar el descenso de los clubes grandes (como River), es lamentable. Sinceramente ya no sé qué pensar, la corrupción que domina el deporte es impresionante, y está ligada a manejos políticos. Porque detrás de cada acuerdo se esconde la posibilidad de recaudar más guita con derechos de televisación, de manipular a la sociedad, de desviar la atención. Siempre ha sido así, en verdad. Los grandes logros deportivos garantizan un rédito político que nadie está dispuesto a resignar. El problema es que como ni siquiera obtenemos grandes triunfos en el deporte, entonces hay que recurrir a otras estrategias. Si seguimos por esta senda, los Juegos Olímpicos del año próximo, en Londres, serán el escenario de la vergüenza nacional. Porque si dejamos de lado al fútbol por un momento y miramos otras disciplinas, el panorama no resulta muy alentador.

El deporte genera mucha plata: todo un mercado de indumentaria, bebidas energizantes, canales especializados, revistas y videos. Hasta no hace mucho los partidos se escuchaban por la radio, y había gente que miraba fútbol por TV con el relato radial. Hoy todo está tan bastardeado que ya se ha perdido el placer de escuchar a un buen relator, de imaginarse la jugada, esa pelota rozando el arco, ese delantero gambeteando rivales en el área chica. Todo es alta definición, imagen, máximo realismo, pantallas planas, gigantes, imponentes, en el living del hogar, televisores de 10.000 pesos, locura total. Hay algo que no funciona bien, de eso estoy seguro, y no soy el único que se ha dado cuenta. Punto Final.

25 de julio de 2011

Las elecciones en Santa Fe


Ayer domingo, hubo elecciones para Gobernador en la provincia de Santa Fe. Y nuevamente los votantes eligieron al candidato del socialismo, Antonio Bonfatti, seguido de cerca por el ex integrante de "Midachi", Miguel Del Sel. Muy atrás quedó Agustín Rossi del Frente para la Victoria, hombre servil y obediente que se ganó la antipatía de buena parte del electorado por sus intervenciones como Diputado, en una provincia netamente agrícola-ganadera. Es sabido que el conflicto con el campo dejó heridas que todavía no terminan de cerrarse, y el pueblo no desaprovecha la ocasión de hacerse oír mediante el famoso "voto castigo". Rossi es ultrakirchnerista, e incapaz de mostrar una mínima disidencia con el oficialismo sin ser tildado de traidor o cómplice de la oposición. Es triste que sea así, que las estructuras políticas en nuestro país sean tan verticalista y que muchos candidatos terminen siendo elegidos a dedo por el líder o caudillo partidario de turno. Lo cierto es que con la excelente elección que hizo Miguel Del Sel, estamos asistiendo a un regreso de las figuras del espectáculo a la arena política. Ser un cómico exitoso garantiza una exposición mediática y una empatía con la población que los políticos no logran tener, simplemente porque desconocen la realidad y los problemas de la gente. Esto no es una apología de los candidatos mediáticos, sino que se trata de analizar por qué siguen resultando funcionales a un proyecto político del mismo modo que lo hacen en el cine o en el teatro. Ah, olvidé mencionar que terminó la Copa América y que Uruguay se consagró campeón. Yo quería que ganaran los paraguayos pero sinceramente no hicieron ningún mérito para llevarse el triunfo, de manera que el resultado (3-0) es justo. Punto Final

21 de julio de 2011

Cuando la verdad es demasiado evidente

Nueva actualización del blog en una soleada tarde de jueves. Ahora que la Copa América perdió todo interés para los argentinos, va a comenzar a sentirse más la puja política para posicionarse en las elecciones. Podemos dar por un hecho que la presidenta será reelecta, pero incluso aunque así fuera, quedan muchas dudas acerca de qué sucederá con la oposición. Los mejores argumentos se los ha dado el propio oficialismo, con la escasa transparencia de los actos de gobierno, pero evidentemente no han sabido sacar un rédito de esa situación. Estamos viviendo tiempos en que se cuestiona al periodismo, como si los hechos que ocurren a diario salieran de la imaginación de los redactores. Quizás podemos tener distintas lecturas o interpretaciones, pero no creo que Clarín forme parte de una corporación destinada a hundir a la sociedad en el pesimismo. Más bien creo que se trata de un diario que marca una tendencia, pero que es leído por la mayoría de la gente que al pagar cada ejemplar está pagando la confianza que deposita en ese medio y en sus periodistas. No entender esto nos lleva por el camino equivocado, a ver fantasmas por todos lados, y a suponer que todos los medios no oficialistas son destituyentes. Eso es una boludez que encuentra muchos adeptos y simpatizantes. Es más fácil buscar teorías conspirativas que hacerse cargo de las propias falencias. Schoklender, el caso Skanska, la valija de Venezuela, y la inflación, entre otras cosas, no han sido inventos de la oposición. No dar respuesta adecuada a los problemas es la mejor manera de lograr que los adversarios tengan argumentos para cuestionar una gestión de gobierno. Punto final.

18 de julio de 2011

Las consecuencias de la improvisación


Lunes por la tarde en la ciudad. A pesar de contar con un plantel que muchos equipos envidiarían, la Selección se quedó afuera de la Copa América. Otra vez, una nueva frustración. Pasan los años y seguimos sin tener un equipo ganador. Lo peor es que los hinchas ya nos vamos resignando y aceptando que la Selección está perdiendo lentamente la jerarquía que supo tener. No es más un equipo al cual los rivales le teman. Tampoco provoca sorpresa o emoción con su juego. Realmente lamentable, que se haya caído tan bajo, por culpa del ego desmesurado del los jugadores y la falta de un cuerpo técnico que imponga disciplina. Creo que hubo, además, mucha improvisación. Los jugadores no estuvieron a la altura de un torneo tan importante, y prefirieron arriesgar lo mínimo para evitar lesionarse en las ligas europeas donde juegan durante la temporada.

Retomando la idea del párrafo anterior, creo que lentamente vamos aceptando que los argentinos no somos tan buenos en ciertas cosas como hace un tiempo atrás. Los tiempos de Vilas y Maradona han quedado atrás. Hoy tenemos a Messi como un supuesto conductor, el eje del equipo que desequilibra con sus gambetas y su velocidad. Pero nada es lo que parece. Messi no ha logrado jugar ningún partido importante con la camiseta argentina, aunque hay que reconocer que aporta buenos pases y asistencias. Este blog nunca ha sido muy deportivo que digamos, es decir, el deporte no es un tema que se aborde demasiado desde aquí. Pero han acontecimientos que por su relevancia exceden la temática habitual del blog. La Copa América, que parecía ser una invitación al exitismo y al buen juego, terminará siendo un amargo recuerdo de un grupo de jugadores que nunca pudieron funcionar colectivamente y que estuvieron limitados por su propia incapacidad. Los años en Europa y la buena vida hacen subestimar a rivales que no tienen ningún problema en vapulearnos y poner las cosas en su lugar. Sería bueno aprender de la lección y hacerla extensiva a otros aspectos de nuestra vida.

Discos recomendados del día:

Depeche Mode, "Remixes 81-11" (EMI/Mute Records, 2011).

Duran Duran, "All you need is now" (DBN, 2011).

14 de julio de 2011

Reflexiones de invierno


Entre los vecinos de Lobos, hay mucha expectativa por la instalación del emprendimiento avícola "Cresta Roja". De concretarse, sería una excelente noticia, porque hacen falta fuentes de trabajo. Considero que en Lobos debe fomentarse el desarrollo industrial, que no solamente implica la posibilidad de empleo para los operarios de una fábrica sino también puestos administrativos que son indispensables para las tareas de toda empresa. Desde hace años se viene hablando de la creación de un parque industrial, pero hasta ahora no ha sido más que una expresión de deseos. En principio, habría que garantizar la provisión de energía, gas y agua para el abundante consumo que requiere un parque industrial. Pero además, buscar un predio adecuado, lejos de la planta urbana pero que esté próximo a las rutas. Dicho de este modo parece muy elemental, pero son factores que no se han tenido en cuenta, vaya uno a saber por qué. Lo que hay en nuestra ciudad son en su mayoría industrias metalúrgicas o fundiciones, que ofrecen sus productos de hierro forjado a todo el país. Pero oportunamente la UOM denunció que muchos de los trabajadores eran contratados en negro y con salarios miserables, muy por debajo del mínimo. Como suele suceder, el tema generó comentarios durante un tiempo pero luego pasó prontamente al olvido sin que nadie investigara si efectivamente había trabajadores no registrados o en condición irregular.

A quienes caminan poco la calle habría que recordarles que Lobos es mucho más que las diez cuadras del centro, donde los comercios y las calles lucen sus mejores galas. Cuando se empieza a recorrer los barrios periféricos, nos damos cuenta del verdadero rostros de la ciudad. Es cierto que el plan de pavimentación de calles implica un avance importante, pero no es suficiente. Hay que lograr que el empleo deje de ser algo excepcional para pasar a convertirse en la única forma digna en la cual una persona puede subsistir. Los planes sociales no tienen que otorgarse discrecionalmente, sino atendiendo caso por caso, y realizando un seguimiento que permita que en el futuro el beneficiario pueda insertarse en el mercado laboral. Punto final!

Música que estoy escuchando últimamente: Dinah Washington, Sarah Vaughan, Los Beatles, Sui Generis, Thelonious Monk, y algo de George Michael.

11 de julio de 2011

Después de las elecciones

Hola amigos, como va todo por allí? Me encuentro actualizando el blog, en "el día después" de las elecciones porteñas. Los habitantes de Buenos Aires le han ratificado su confianza a Mauricio Macri, por una diferencia notable respecto de Daniel Filmus. Desde los medios K intentaron atenuar el impacto de la derrota apelando a distintos recursos. Es cierto que habrá ballotage, pero una diferencia de 20 puntos será muy difícil de revertir para el kirchnerista Filmus, que hace cuatro años pasó por una experiencia similar ante el mismo adversario político. La estrategia de Macri fue no confrontar, no crear polémica, y todo hace suponer que le dio óptimos resultados. Sin competidores, por otra parte, estaban obligados a denunciar su mala gestión para de ese modo verse como una alternativa de gobierno. El electorado porteño siempre le ha sido esquivo al peronismo, y las razones de este rechazo habría que rastrearlas desde el origen mismo del justicialismo como movimiento político. Macri seduce a cierto sector de la sociedad con su pragmatismo, porque no es un gran orador. Tampoco parece tener sensibilidad social hacia los sectores más postergados de la Capital. Pero no podemos decir que la abrumadora ventaja obtenida por Macri responde únicamente al voto de las clases altas o acomodadas.

Cada intento que hizo el Gobierno Nacional para desacreditar a Macri, no hizo más que fortalecerlo, y los okupas del parque Indoamericano, la toma de los colegios, contribuyeron a que la sociedad se formara la imagen de un Jefe de Gobierno que era hostilizado desde la Casa Rosada. Ciertamente que ha sido así, pero Macri no parece haberse perjudicado con estos ataques, más bien todo lo contrario. Y como el kirchnerismo puso tantas fichas en estas elecciones, y les dio una dimensión exagerada, el costo político de una derrota electoral resulta más notorio. Habrá que esperar al ballotage para ver si Filmus consigue al menos reducir la diferencia en una elección que estará polarizada.

8 de julio de 2011

Aquellos tiempos cuando daba gusto ver un partido


Por estos días, casi todo el país se pregunta las causas del fracaso de la Selección en la Copa América. Ya puede calificarse de ese modo, porque aunque logre superar la primera fase, su desempeño deja mucho que desear. Por primera vez, la gente ha empezado a fastidiarse con Messi, a hartarse de que no convierta goles, y de que muestre su talento a cuentagotas. A su vez, el propio Messi debe estar sintiendo la presión de los hinchas y de sus propios compañeros para mejorar su rendimiento. Nunca he sido muy futbolero, pero todo el prestigio que la Selección supo conseguir en los últimos 30 años se está desvaneciendo paulatinamente. Otros equipos que antes eran rivales fáciles, como Bolivia, se han vuelto demasiado riesgosos para un equipo como el argentino, que no arriesga. Basta recordar, además del magro empate 1-1 que cosechó en esta Copa, el humillante 6-1 en las Eliminatorias del Mundial. Ya no se puede subestimar a ninguna selección, pero más allá de eso, lo más preocupante ocurre cuando se empieza a buscar culpables. Los jugadores, el técnico, la AFA, ¿quiénes son los que impiden que el equipo gane aunque sea un partido? Y permítanme pensar que en otros foros y en otras cuestiones más serias actuamos del mismo modo. Siempre tarde, con los hechos consumados, buscando culpables o responsables para cosas que ya no tienen solución. Quién tiró la bengala, quién dio la orden de reprimir, quién dejó la zona liberada, quién hizo o no hizo.

Volviendo al fútbo, los entrenamientos quedaron atrás. El equipo tiene que meterse en la cabeza que está jugando un torneo contienental, que se está representando al país y si no están dispuestos a dejar sus egos y sus celos en en hall del aeropuerto, la convivencia del grupo va a ser un desastre, como ya ha comenzado a notarse. Quizás se espera demasiado de Messi, o quizás él mismo no se sienta identificado con el equipo. Cualquier similitud con lo que sucede en otros ámbitos, donde cada uno hace la suya sin importarle un carajo el prójimo, es pura coincidencia.

5 de julio de 2011

El pan, cada vez lejos de la mesa familiar


Martes por la noche en la ciudad. La inflación sigue avanzando, sin dar respiro. El aumento que más repercute en la clase media es el del pan, y todo parece indicar que el incremento se extenderá a todos los productos panificados debido a que se argumenta que hubo una suba en el precio de la bolsa de harina, insumo básico para la elaboración de estos productos. Digo yo, en lugar de subsidiar los servicios, el Gas-Oil a los colectivos, los trenes, y tantas cosas para frenar un tarifazo, el Gobierno bien podría llegar a un acuerdo con los molinos y subsidiar el precio de la harina. En principio, no estoy a favor de los subsidios, pero no olvidemos que mucha gente tiene al pan como único alimento porque no le alcanza para comprar otra cosa. Y existe la sospecha de que muchos aumentos los están frenando como pueden para que estallen después de las elecciones. A veces uno expone estas cosas en determinados foros y puede ser tildado de opositor, de "gorila" o calificativos similares. A mí poco me importa lo que digan, pero trato de evitar discutir sobre política porque mucha gente se exalta demasiado, se deja llevar por los impulsos, y dice cosas de las que luego se arrepiente. No vale la pena perder una amistad en una discusión sobre política. Prefiero reservarme la opinión, total nadie tiene por qué conocerla.

El Gobierno está empeñado en hacer creer que el Grupo Clarín miente y distorsiona la realidad, como si acaso los medios de prensa oficialistas no hicieran lo mismo. Tanto Clarín como Página/12, por citar dos ejemplos antagónicos, omiten deliberadamente la publicación de ciertas noticias que no resultan funcionales a su línea editorial, o les dan una interpretación que responde a sus intereses. Esto no debería sorprendernos, porque ha existido siempre, pero el periodismo no se puede confundir con la propaganda. Y lamento mucho que haya gente que se sienta decepcionada con Jorge Lanata, por ejemplo. Me parece mucho más talentoso y coherente que el infame Víctor Hugo que castiga mis oídos por Radio Continental.

3 de julio de 2011

Crónicas de algún rincón del mundo

Un domingo perezoso y bucólico. Anoche, en medio de una ola de frío polar, no tuve mejor idea que salir a tomar algo con mi primo. Creo que no me enfermé de milagro. Paulatinamente, estoy saliendo cada vez menos los fines de semana, porque ya estoy un poco cansado de recorrer siempre los mismos lugares. Este tema ya lo he abordado en el blog, de manera que lo menciono de un modo casi superficial. Pero, claro está, tampoco uno puede permanecer todo el invierno encerrado. Ya no soy un adolescente y el frío hace que las personas de mi edad opten por recluirse en sus hogares. El tema es que la TV transmite pura basura, las radios han bajado muchísimo la calidad de su programación e Internet ha dejado de ser interesante para mí. Mi rutina en Internet consiste en leer los diarios, entrar a Facebook para ver si tengo algún amigo conectado y en última instancia busco algún artículo en Wikipedia. Eso es todo. Ya me aburrí de bajar música, de vez en cuando puedo buscar alguna canción en particular, pero las bandas actuales suelen decepcionarme.

Tema dos: La canción de la Copa América, interpretada por Diego Torres y una cantante brasileña cuyo nombre no recuerdo, es horrible. En rigor de verdad, casi todos los himnos o canciones relacionadas con eventos deportivos son lamentables. En cuanto a lo estrictamente futbolístico, todos conocemos el magro resultado del primer partido de la Selección, de manera que no hay mucho que agregar al respecto. Nunca me interesaron demasiado los deportes, ni para practicarlos ni para verlos por TV. Y en Lobos hace muchos años que no voy a ver un partido entre clubes de la Liga local. Por los comentarios que he recogido, tenemos jugadores talentosos en nuestra ciudad, pero el fútbol en Lobos sigue siendo amateur y son muy pocos los que pueden dedicarse 100 % al deporte, especialmente los más jóvenes que trabajan o estudian. Pero eso seguramente será tema de un próximo post. Espero que el lunes se apiade de mí y me trate de un modo amable, siendo el día de la semana más odiado por todos. Nos vemos, amigos!!!

1 de julio de 2011

Copa América


Hoy viernes, en el día más frío del año, con 4º C de sensación térmica, está a punto de dar comienzo la Copa América en el Estadio Unico de La Plata. Seguramente veré el partido inaugural entre Argentina y Bolivia, pero debo decir que el entusiasmo que me despierta la competencia es muy escaso. Han gastado fortunas para remodelar y construir estadios, y de hecho el estadio de La Plata ha quedado espectacular. Pero este certamen deportivo no es más que un "premio consuelo" para los latinoamericanos que vimos naufragar a la Selección en el último Mundial.
Y hablando de guita, quizás sin tener en cuenta cómo se manejan las cosas, uno piensa qué otro destino se le podría haber dado a ese dinero. Se me ocurre, por ejemplo, que se podrían haber construido viviendas de mejor calidad de las que ofrecía la empresa del señor Schoklender.ti

Cada vez que hay un certamen deportivo temo que se convierta en una cortina de humo, porque los políticos manipulan hábilmente la euforia popular para desviar la atención pública hacia temas livianos. De este modo, los escándalos de corrupción pasan al olvido, son relegados en las tapas de los diarios y al poco tiempo se desvanecen como por arte de magia.
Es cierto, también, que da gusto ver a Messi o a Tévez en acción, y que uno se ilusiona con que la Selección pueda levantar una copa importante de una vez por todas. Sin embargo, debo decir que tiene un sabor especial ganar una Copa América o un Mundial de visitante, y no de local. A lo mejor es algo que se me ocurre a mí, pero cuantas más adversidades haya que vencer, más se engrandece cada triunfo. Con Bolivia perdimos 6-1 en las Eliminatorias del Mundial, y ahora es nuestro primer rival en la Copa América. La historia nos dice que subestimar al rival nos ha dado pésimos resultados. Del mismo modo que, en la vida, subestimar a los demás es un rasgo típico del argentino supuestamente "canchero" y triunfador. Bueno, espero que ganemos, a pesar de todo. Punto Final.

Una nueva etapa en el Hospital?

Ayer fue un  lunes extraño, un feriado "puente" que no me pareció tal, en parte porque muchos comercios o negocios prefieron mante...