2 de enero de 2013

La vida no es tan complicada

Primer post de 2013. Todavía no me acostumbro a este nuevo ciclo. Mucha gente que conozco tiene grandes expectativas para este año... pero es absurdo pensar que el 1º de enero cambiará el curso de nuestras vidas. Todo lleva su tiempo, requiere un proceso, vamos pendulando al compás de lo que sucede a nuestro alrededor. No somos dueños de vivir como quisiéramos, quizás porque todos tenemos carencias, ya sea afectivas o materiales. En realidad, vivimos lo mejor que podemos, estamos acá, en un "jardín de gente", donde cada uno busca la manera de sentirse lo mejor posible. Yo encuentro felicidad en cosas que tal vez otra persona ni siquiera tenga en cuenta, y esa diferencia es la que hace que podamos sentirnos plenos. 

Hoy no tengo ganas de quejarme (sólo por hoy, aclaro). Creo que la vida ha sido demasiado generosa conmigo, tengo padres que me quieren, no paso hambre ni frío, y me gusta recibir la visita de amigos para compartir unos mates o un café. El secreto está en buscar un equilibrio, no dejarse llevar por los impulsos, por esas emociones que a veces nos hacer provocar daño a los demás. Desde luego, no es sencillo, a mí mismo me cuesta dominar mis impulsos, pero si no fuera así la sociedad sería un caos. Se los dejo para que lo piensen. Punto final.

Disco recomendado del día: 

Kid Rock, "Born Free" (Atlantic/Warner, 2010).

Cuando lo insólito se vuelve costumbre

  Tenía la intención de escribir una nueva nota antes de que finalizara febrero, pero no fue posible. Simplemente no encontraba los horarios...