17 de junio de 2012

Crónica de una semana jodida

Domingo por la noche, día de lluvia, Día del Padre. Este post es la crónica de una semana pésima. Tuve que rendir tres parciales, y por lo menos en uno de ellos me fue mal. No voy mentirles deciendo que me pasé días enteros estudiando, pero dentro de mis posibilidades me consideraba capacitado para alcanzar buenos resultados si tenemos en cuenta el tiempo que le dediqué a la lectura de los apuntes. Los hechos demostraron que no es así, evidentemente no ha sido suficiente el esfuerzo realizado, y eso me frustró más de lo imaginable. Voy a tratar de seguir con la cursada como se pueda, pero de algún modo estos resultados inesperados fueron un mazazo para mi vulnerable autoestima. Como dije antes, tengo que seguir como sea, y hacerme cargo de que algo falló para que las notas no fueran las esperadas. Hacía varios años que no estudiaba, y todavía me cuesta retomar el hábito. De Biología me acordaba poco y nada, y encima es la materia que menos me gusta. Claro está que en toda carrera encontraremos materias que nos gustan más que otras, pero por momentos sentí que no podía con todo, me refiero a que había cosas que no podía controlar y que me estaban afectado. 

Hoy, sinceramente, no quiero pensar en nada, quiero recuperar la tranquilidad perdida, pensar que el día de mañana será mejor, pero no es mi intención victimizarme y ahogarme en un vaso de agua. Hay muchas personas que están pasando por situaciones más jodidas que las mías y pese a ello están saliendo adelante. Tengo que buscar la forma de que un examen no me afecte tanto, pero la ansiedad a veces es difícil de controlar, sobre todo en los días previos, cuando uno no sabe por dónde empezar a leer los apuntes, qué conceptos subrayar, o por dónde carajo encarar el texto cuando hay cosas que no se entienden. Quizás el que no me entiendo soy yo, y mañana vea las cosas de un modo más positivo. Pero les aseguro que esta semana no fue nada fácil, al punto que hastié a mis familiares y amigos con mis dudas e inseguridades. No obstante, de algo estoy seguro: no voy a bajar los brazos, al menos en el corto plazo. No voy a dejar que un profesor/a HDP se interponga en mis sueños y en mi futuro. Eso es todo por hoy. Buenas Noches. 

Disco recomendado del día:

Keane, "Strangeland" (2012, Universal/Island)

El culto a la haraganería es el éxito del celular

  Los recuerdos de la infancia son los mejores. No digo que toda la etapa de la Secundaria carezca de momentos buenos, pero eso es otra hist...