23 de noviembre de 2016

Lobos: pronóstico reservado

¿Cómo está Lobos hoy? Mi diagnóstico es: este año ha sido durísimo. Y no importa si Ud., estimado lector, es oficialista u opositor. Es una cuestión de sentido común. Ninguno de los estamentos de Gobierno le termina de encontrar la vuelta a la economía, todos los índices de producción industrial van en caída libre, y no se visulmbra que haya medidas tendientes a mitigar este cimbronazo. El comercio local, además de afrontar una fuerte carga impositiva y tributaria, está en crisis. La gente de clase media, o media-baja, no consume porque no puede hacerlo, gasta lo imprescindible para subsistir. Si el objetivo era que haya menos circulante ($$$) en la calle, lo consiguieron.  El ex Ministro Lavagna trazó un panorama poco alentador, pero sincero: la economía puede colapsar. Hay un conflicto, o una  interna, entre Prat Gay (Ministro de Economía) y Sturzenegger (titular del Banco Central). ¿Qué pasa? Las altas tasas de interés y el dólar "planchado" hacen que el ahorrista se vuelque a los plazos fijos y a títulos de la deuda pública.  Me indigna que el Presidente Macri haya expresado muy suelto de cuerpo su deseo de gobernar por 8 años (es decir, ser reelecto), cuando ni siquiera en un año de gestión ha podido sofocar todos los frentes de tormenta que se ciernen en el horizonte.

Resabios de la bicicleta financiera se ven en Lobos: hace unos días fui al Banco (no diré cuál) a realizar un trámite, en hora no pico, y me sorprendió la cantidad de gente que estaba haciendo operaciones no sólo en el sector de cajas, sino en las oficinas de atención al cliente. Nuestra ciudad replica el modelo macrista, y reitero: no hago una crítica al PRO en tanto fuerza política, sólo digo lo que veo. También es preocupante la denuncia de los trabajadores municipales afiliados a ATE, que se movilizaron hasta el HCD denunciando "aprietes" y persecuciones. Yo no tengo pruebas de que ello haya ocurrido, pero no me extrañaría que así fuera. En rigor de verdad, siempre ha sido así, y trabajar en Maestranza debe ser bastante jodido por la cantidad de alcahuetes y buchones que debe haber.

En concreto, lo que ATE reclama es tener participación en la negociación de las paritarias municipales, porque ya cumplió con el requisito necesario para tal fin: lograr el cupo de 10 % de representatividad. Esto es, para hacerlo simple, que tienen una cantidad de afiliados igual o superior al 10 % del total de la Planta Permanente del Municipio. El Ejecutivo tiene el derecho y el deber de recibir a los delegados de todos los gremios que se ajusten a la normativa vigente. Hasta ahora, lo que se rumorea es que en Salgado 40 no están para nada contentos con la protesta que hizo ATE en el interior del Municipio, allá con septiembre, bombas de estruendo incluidas. Y que ese fue un punto de quiebre. Por supuesto, cuando uno entrevista por separado a cada una de las partes, los argumentos son tan disímiles e incongruentes que hay que separar la paja del trigo y analizar lo que dice la Ley, puesto que es el único instrumento mediante el cual se pueden establecer acuerdos y dejar de lado viejas disputas. Punto final. 

El culto a la haraganería es el éxito del celular

  Los recuerdos de la infancia son los mejores. No digo que toda la etapa de la Secundaria carezca de momentos buenos, pero eso es otra hist...