13 de octubre de 2014

Los diarios y las radios

Desde hace dos días, no tenemos diarios impresos en la Argentina, supuestamente debido a conflictos gremiales y al Día del Canillita. Considero que todavía les falta mucho a los portales Web de La Nación y Clarín para ofrecer información de calidad ante situaciones como éstas. El reciente rediseño del sitio de Clarín no me agrada en absoluto, pero uno supone que habrán hecho un estudio previo para determinar las preferencias de los lectores. Ahora, todos están focalizados en las "Apps": cómo hacer que se pueda leer el diario desde un celular o una tablet. Los que tienen una modesta PC con el noble Windows XP, que se jodan. Y más aún si tenés una conexión lenta, y no podés ver el contenido interactivo, los videos y todas esas cosas, que en rigor de verdad no aportan demasiado. 

Ya hemos hablado aquí del futuro de los diarios en papel, y yo sostengo que no desaparecerán en un corto plazo. Pero está claro que, el acceso masivo de muchos argentinos a Internet, hace que prefieran leer las noticias desde allí y ahorrarse unos pesitos en adquirir el ejemplar. Algo que sí me gupista, debo decirlo, es escuchar radio por Internet. Porque muchas radios de baja potencia, como Radio del Plata o Radio Ciudad, resultan casi imposibles de sintonizar en Lobos. Lo cual es una pena, porque tienen muy buenos programas. Entonces, en ese caso está bueno que mientras te cebás unos mates, puedas escuchar la radio como la vieja Spika, pero con la compu. Y si descargás Itunes, además de poder convertir archivos a MP3 o comprar música, podés escuchar radios de todo el mundo (en su mayoría de EE. UU.), divididas por géneros: rock, pop, R& B, soul, hip hop, música de los '80, o lo que fuere. Me parece una alternativa práctica para no desaprovechar. Punto final.

Cuando lo insólito se vuelve costumbre

  Tenía la intención de escribir una nueva nota antes de que finalizara febrero, pero no fue posible. Simplemente no encontraba los horarios...